Papis, a no empecinarse con el cuadernillo para las vacaciones.

July 13, 2017

La maestra Liat Shmerling Meyer cree que los niños deben estudiar durante las vacaciones, pero hay muchas otras maneras creativas de hacerlo aparte del cuadernillo. Vemos que es posible aprender mucho también durante las compras en el super o cuando preparamos la comida.

 

 

 

Hace unos días vi una madre en una librería al lado de libros de trabajos matemáticos; a su lado un chico molesto. “Pero yo no quiero el cuadernillo”, se quejaba el niño. La madre le contestaba, “ pero debes practicar matemáticas”, y el nene retrucó “pero no quiero!”. La madre continuaba buscando el libro adecuado, y el chico seguía en la suya. Pensé cuán frustrante es esto, por un lado la madre, que quiere que su hijo repase en las vacaciones, y por el otro el chico, que no está interesado en repasar, por lo menos de esta forma.

 

Si ustedes leen mi columna, van a saber que pienso sobre tareas para la casa en la primaria, no son lo mejor en general (hay muchos estudios sobre el tema) Pero, qué pasa con tareas para las vacaciones? Los chicos van a estar dos meses en casa y no van a practicar matemáticas? Lectura? Escritura? Puede pasar algo así? Y qué tiene entonces que hacer la madre que su intención es para bien del chico, y quiere que su hijo practique para que el próximo ciclo sea próspero?

 

Algunos puntos que también va a ordenar a ustedes un poco:

A mi parecer, chicos, principalmente primer y segundo grado, tienen que leer durante las vacaciones todos los días lo que leen durante el ciclo lectivo. Es verdad que la rutina en vacaciones es diferente y a veces desordenada, pero hay que ordenar nuevamente los horarios para que ellos tengan un tiempo de lectura de calidad, porque es indispensable que lean todos los días.

 

Sobre otras materias, como escritura o matemáticas, yo creo que se puede hacer de otra manera, tienen que verificar si sus hijos tienen dificultades en estas áreas, porque si no las tiene no insistiría con trabajos prácticos. Un trabajo que no se hace de buena manera no trae las consecuencias deseadas.

 

Hay varias formas de averiguar si tiene dificultades en ciertas áreas.

1- Es posible que los maestros les informen e inclusive les de alguna recomendación. Entonces ustedes saben que dificultad determinada hay y que es lo que pueden hacer.

2- Presten atención en su libreta de notas, si hay algún área que no es la mejor calificación. La conclusión es que hay que trabajar en ese tema durante las vacaciones.

3- Lo mas importante, hay que preguntar a los chicos. No le pregunten “Tienes alguna dificultad en cierta cosa?” Sino con preguntas más específicas, ´por ejemplo, “como estas con las multiplicaciones, queres que practiquemos juntos?” Los chicos saben que es lo que les cuesta, y cuando la voluntad viene de ellos, es más probable que practiquen.

 

 

Áreas como lectura, escritura y matemáticas se puede practicar de otras maneras. Hay muchas aplicaciones, juegos y trabajos que se puede ejercitar estas habilidades. Es importante que la práctica sea agradable, atendiendo las necesidades específicas de su hijo, para que sea efectivo y obtener los resultados que estamos buscando.

 

Pensar creativamente

Antes de las vacaciones hable con los chicos, que deseo que repasen en el receso, con los padres, claro. Hable sobre la importancia de ejercitar y les di ideas, y cada uno eligió lo que más le parecía. Por ejemplo, para practicar escritura, hay quienes eligieron escribir con sal, o escribir recetas de cocina y prepararlas. Otros eligieron un cuaderno especial de escritura con los padres, que cada día el chico escribe y el padre le contesta. Hay quienes eligieron diferentes aplicaciones y quienes eligieron ayudar con las compras de supermercado de la siguiente manera, ellos tienen una hoja y lápiz, y van haciendo la cuenta a lo largo de las compras. Hay que pensar en forma creativa. Sus chicos seguro que también tienen ideas geniales, y siempre es posible consultar con amigos y también los maestros.

 

Los chicos necesitan vacaciones.

El objetivo de las tareas para la casa es practicar y corregir las habilidades y la posibilidad de observarlos de otro aspecto, quizás su hijo necesite mejorar las relaciones e intentar que durante las vacaciones se encuentre con compañeros para que vuelva del receso más seguro en sí mismo? quizás él quisiera mejorar en natación o aprender nuevas habilidades? Por medio de la computadora es posible hoy en día aprender de todo, y también es agradable.

 

Las vacaciones recién empiezan, y los niños como así también los mayores necesitamos de vacaciones. Hay quienes no necesitan tanto repasar durante este período y hay quienes es oportuno este momento para limar asperezas y comenzar luego más tranquilos y con más seguridad; y es posible.

 

Y qué pasa con la mamá de la librería?, yo creo que sus intenciones eran buenas, quería ayudar a su hijo a avanzar. A mi forma de entender la mejor manera es hablando con él, averiguar en que tiene las dificultades específicamente y entonces ser creativos y practicar. Y si ya es que elegimos un cuadernillo de repaso, que sea en conjunto con el chico.

 

Felices vacaciones.

Liat.


La escritora es educadora de primer y segundo grado, y la autora del blog "מורה בפיג'מה”

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Entradas destacadas

Para el invierno, sopa de arvejas

July 10, 2017

1/4
Please reload

Entradas recientes
Please reload

Archivo